7 jul. 2008

Cómo saber si una película es para niños

Ir juntos al cine para ver una película es, entre algunas otras, una de las actividades preferidas por las familias. El ambiente, las luces, las golosinas, el asombro que causa la pantalla grande, los efectos de sonido; todo junto hace del cine una experiencia muy rica.
Pero esa vivencia puede convertirse en una muy amarga, si no sabemos seleccionar la película más adecuada para quienes van con toda ilusión a verla.

Nuestra responsabilidad como padres es la de cuidar por la salud mental y espiritual de nuestros hijos, evitando su exposición innecesaria o prematura a situaciones que, si bien nosotros sabemos que son ficción, no pasa necesariamente lo mismo con los pequeños. Aun en caso de que sí lleguen a ser percibidas como una actuación o producto de fabulosos efectos especiales por ellos, los patrones de conducta o la violencia que transmiten siguen teniendo efectos dañinos. Estos efectos ya se aprecian en comportamientos concretos de los adolescentes en las escuelas y en la comunidad.

Para elegir hoy una película en cartelera, ya no es suficiente buscar la frase "apta para todos" o "PG" (público en general), pues en la mayoría de los casos no es una clasificación acertada.

Nunca vayamos a una película en el día del estreno. Más aun cuando son en simultáneo a nivel mundial. Esperemos unos días y así podremos buscar en internet, o preguntar a familiares o amigos si la recomendarían para niños. También sirven las críticas en los diarios, no sólo por la calificación de buena o mala, sino por la descripción que hacen de su argumento.

El nombre de la corporación que la presenta también es una ayuda adicional. Sigamos aquellas de las que nosotros conozcamos algunas películas anteriores y que nos pueda dar pistas sobre los temas que más suelen tratar, y de como tratan los temas considerados infantiles.

Hay muchas películas que son filmadas como dibujos animados, pero que de ninguna manera son para niños. Son películas oscuras, cuyos protagonistas son antihéroes con formas de actuar que chocan con lo que recién se les está empezando a inculcar en casa y en el centro educativo.

Conocer más sobre el director de la película o incluso sobre las que han filmado antes los protagonistas también puede dar algunas pistas. Aquí se descubren estilos, tendencias, géneros que dominan o en los que más han participado.

Una vez en la sala, también sirve observar cual es la fila con más niños, o si la fila de la película que ya habían elegido tiene muy pocos en ella.

A pesar de estas previsiones, siempre existe la posibilidad de equivocarse al elegir. Ante ello, no te resignes a que tus hijos sean estremecidos, una vez dentro de la sala. Entre los boletos ya pagados (que se puede hacer valer para otro día) y el susto de sus vidas, es siempre mejor ponerse de pie y salir a elegir otra cinta, o invitarles a comer un riquísimo helado afuera.

Foto: Universia
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...





Votar esta anotación en Bitacoras.com Pin It

2 comentarios:

  1. Anónimo6:36 a.m.

    Martin: Tantas palabras sin decir nada. No das algo concreto para verificar en forma rápida por medio de algún link o por el estilo. Solo decís que averigüemos como podamos. Es eso lo que uno hace, pero siempre me pregunto, si hay un método más preciso o directo para averiguarlo sin tener que hacer una investigación minuciosa del film. La nota es un fiasco. Gracias.-

    ResponderEliminar
  2. Hola Martín, tu comentario es bienvenido sin editar ( a pesar de tu última observación). Atendiendo a tu reclamo, - que consideramos justo pero que no creemos suficiente para la clasificación que le das al artículo -, te alcanzamos otra nota sobre el tema que tal vez te sea de mayor ayuda: http://mikinder.blogspot.com/2012/11/utiliza-las-peliculas-infantiles-para.html
    Gracias a ti.

    ResponderEliminar

¡No seas tímid@, comenta!