1 abr. 2013

¿Es necesaria la limpieza de la lengua en los niños?

La higiene bucal es uno de los hábitos más importantes en los niños, pero es muy común relacionarla sólo con la limpieza de los dientes. ¿Y que hay de la lengua? ¿También es necesario limpiarla?


Resulta que la falta de limpieza de la lengua puede provocar la acumulación de bacterias en ella. A veces esta falta de higiene lingual se manifiesta en la llamada "lengua blanca", producida por las bacterias que se acumulan entre las estrías de la lengua. Esto a su vez puede generar problemas de cariesmal aliento en los niños.

Muchas veces se deja de lado enseñar a los niños a limpiarse la lengua. Son pocas las personas que lo hacen y que además les enseñan a sus hijos a hacerlo. Una de las razones es que el utensilio más conocido para la limpieza bucal es el cepillo dental. Pocos conocemos que existan los limpiadores linguales para niños

Por esta razón su producción resultó en grandes fracasos comerciales. Pero en los últimos años el relanzamiento de la higiene dental en diversas campañas mundiales de salud esta promoviendo una limpieza bucal completa como hábito de higiene, lengua incluida.

Ahora, los diferente raspadores que se ofrecen para la limpieza de la lengua empiezan a destacar, ya sean incorporados en el cepillo dental o por separado. Ten en cuenta que se recomienda empezar su uso en niños a partir de los cinco años de edad y siempre bajo tu supervisión.

El raspador de lengua más común, adaptado al cepillo dental.

Originales limpiadores con forma de chupete. En Alibaba. com.

Limpiadores linguales para niños de Oolitt.

Para aprovechar su uso al máximo se debe raspar la lengua suavemente de adentro hacia afuera, tanto en el centro como en las zonas laterales. El momento del día para hacerlo y los cuidados son los mismos que en los cepillos dentales.

Sin embargo, a pesar de que lo ideal es llevar el utensilio lo más atrás posible de la lengua, esto puede causar sensación de náusea en los niños. Se recomienda por eso hacerlo sólo hasta donde sea cómodo para ellos.

En el caso de los bebés y niños menores de cinco años, puedes utilizar tu dedo limpio y mojado en agua y luego un cepillo dental adaptable a tu dedo para limpiar su lengua. Siempre de manera externa y muy suave.

Existen otras opciones como bandas de jebe o láminas de acero inoxidable, pero a pesar de parecer bastante efectivas en personas mayores, resultan poco recomendables en los niños.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...





Votar esta anotación en Bitacoras.com Pin It

1 comentario:

  1. Muy buen articulo. La lengua es una de las grandes olvidadas, y donde se concentran una gran parte de las bacterias de la boca.

    ResponderEliminar

¡No seas tímid@, comenta!