25 oct. 2013

Los 10 mandamientos para padres de familia

Se dice que ser mamá o papá no se sabe ni se nace: se aprende. La experiencia es buena maestra, los consejos de quienes ya han vivido esta hermosa experiencia también. Pero al parecer, no bastan. De los muchos que existen en la red, hemos querido condensar algunos a manera de leyes de vida, para actuar frente a nuestros hijos de manera positiva para ellos.


Son recomendaciones en las que la gran mayoría de especialistas, psicólogos y pedagogos coinciden y que se repiten una y otra vez en revistas de bebés, sitios web y programas de televisión.

Sin embargo, aún hay muchos padres que no los aplican. Así que probaremos de otra forma: como su característica universal ya los coloca en otro nivel, corresponde proponerlos con la autoridad que se merecen. Ya no son simples tips ni sugerencias; son actitudes y conductas que tenemos que seguir como padres: se acabaron los consejos y las recomendaciones.

Si deseas puedes imprimirlos, memorizarlos, pegarlos en la nevera o cantarlos. La idea es que a partir de ahora los tengas siempre presentes y nunca los olvides, especialmente en esos momentos en que la tentación de alzar la voz o la mano son más fuertes.


Los diez mandamientos para papá y mamá

I. Evitarás llevar a tus hijo a hacer cosas incorrectas. Enseñarás con el buen ejemplo.

II. Tendrás siempre una frase de aliento, un beso, un abrazo listo para reconfortarlo y hacerle sentir lo especial que es para ti.

III. Entenderás y comprenderás a tu hijo, lo escucharás con paciencia y le contestarás con amor todo lo que te pregunte.

IV. Serás tan cariñoso con él como esperarías que lo sean contigo. No le hablarás con enojo ni fastidio.

V. Permitirás que piense, escoja y tome sus propias decisiones.

VI. No lo castigarás con humillaciones, ni a solas ni frente a nadie. No te burlarás de sus errores.

VII. Inculcarás en él ser honesto como camino para ser feliz y lo demostrarás con tus actitudes hacia la vida.

VIII. Te morderás la lengua cuando quieras hablar mal de alguien frente a tus hijos. Aplacarás tu ira y no reflejarás actitudes egoístas.

IX. No lo obligarás a tener habilidades que no correspondan a su edad. No exigirás en él el criterio o seguir normas de vida de un adulto.

X. Nunca lo agredirás, ni física, ni verbal, ni psicológicamente para educarlo.

Y un mandamiento nuevo: ama a tu hijo como a ti mismo; te seguirá por amor y no por temor.


Imagen: Nisha A en Flickr.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...





Votar esta anotación en Bitacoras.com Pin It

No hay comentarios.:

¡No seas tímid@, comenta!