9 ago. 2014

Teatro en la escuela: guión para niños

Como parte del curso de Comunicación, en las escuelas se realizan distintas actividades para promover el desenvolvimiento de los niños frente a un público. Entre ellas esta el teatro infantil, que se pone en escena para diversas festividades en jardines y colegios.


Es aquí donde los niños muestras sus progresos en temas como la verbalización y expresividad corporal, la actuación de roles, la interacción teatral, y otros como la autoestima o la seguridad en sí mismos.

Pero como toda obra teatral, las infantiles también necesitan de una historia; y toda historia necesita de un guión. En esta oportunidad queremos presentarte un modelo de guión de teatro infantil basado en una historia fantástica corta sobre una isla. Te servirá de ayuda para conocer recursos, pautas, tiempos y nivel del lenguaje ideal para que interpreten niños de entre 6 y 9 años.

Título de la historia: La isla mágica

Personajes:
  • Naty.
  • Farero.
  • Mamá de Naty.
  • Gente del pueblo (niños).
(La escena empieza en una casita en la orilla del mar. En ella Mamá le está contando Naty un cuento para dormir. Narrador inicia introducción a  la historia.)

Narrador: Hace mucho tiempo, vivía una niña en una isla perdida en medio del mar. La isla era muy pequeña y era difícil llegar ahí, no solo por los terribles vientos que azotaban sus rocosas orillas, sino porque el gran faro que guiaba a los barcos no servía desde hacía mucho tiempo. La niña se llamaba Naty y justamente en este momento su mamá le está contando la historia del faro; (en susurro) escuchemos.

Mamá de Naty: (voz tierna) ...y por eso hace tiempo que el faro no da luz. Nadie se atreve a ir porque está embrujado.
Naty: (curiosa, despierta y vivamente interesada) ¿Está embrujado, mamá?
Mamá de Naty: No hija, es solo una historia.
Naty: Yo iré y lo encenderé, ya verás.
Mamá de Naty: Eso sería peligroso, hija. En ese lugar hace mucho frío y hay precipicios profundos.

(Mamá da beso de buenas noches a su hija. La luz se apaga al tiempo que habla Narrador)

Narrador: Pero todo lo que mamá le decía a Naty no hacía otra cosa que alimentar su imaginación. Finalmente, Naty se quedo dormida.

(Luces tenues. Naty se levanta de su cama y camina en pijama. Al lado aparece escenificación del faro)

Narrador: Soñó con que iba al faro y en él se encontraba con  el farero, el cuidador de aquel lugar. En sus sueños, lo saludó así:

Naty: Señor farero, como está.
Farero: (sorprendido, lleva puesto un gorro) Pero niña, ¿qué haces aquí tan lejos de casa? Tu mamá se molestará.
Naty: Quería conocer este lugar tan misterioso.
Farero: (resignado y luego animoso) Entonces pasa. Pero cuidado con las escaleras.

(Mientras habla narrador, cambio de escena a cabina en lo alto del faro. Se ve un gran foco, está apagado.)

Narrador: Ambos subieron por dentro del faro, que tenía una escalera interminable. Al fin, llegaron a lo más alto de aquella torre de piedra, donde estaba la gran linterna, pero sin luz.

Naty: (mirando al horizonte, hacia el público) ¡Qué linda se ve la isla desde aquí!
Farero: Qué pena que nadie más pueda venir.
Naty: ¿Por qué?
Farero: Sin la luz del faro, los barcos se estrellarían con las rocas.
Naty: ¿Qué se puede hacer?
Farero: Las antiguas leyendas dicen que una niña de gran imaginación soñará con el faro y lo encenderá.
Naty: (pensativa) ¿Yo podría ser esa niña?
Farero: ¿Qué te dice tu corazón?

Narrador: Naty cerró los ojos y se cubrió el pecho con ambas manos. De repente, abrió los ojos de par en par y exclamó:

Naty: ¡Sí, sí, yo soy esa niña!
Farero: (sorprendido). ¿Puedes desear que el faro se encienda?
Naty: (se planta, ceremoniosa) ¡Que la luz del faro se encienda!

Narrador: Ni bien Naty hubo pronunciado estas palabras, la luz del faro se encendió y los dos se cubrieron los ojos. Luego saltaron, bailaron y gritaron de alegría a su alrededor.

Naty: ¡Genial! ¡Pude hacerlo!
Farero: (se saca la gorra y se arrodilla frente a Naty): Muchas gracias. Ahora muchas personas podrán volver y todo será felicidad.

(Luz se atenúa. Se oye voz de mamá.)

Mamá de Naty: (solo voz) Natalia, Naty, despierta hija, ya es hora de ir al colegio.

(Luz se enciende en otro ambiente. Es el dormitorio de Naty. Está en su cama durmiendo, mamá la mueve suavemente para que despierte. Naty despierta, la mira con rostro de asombro, salta de la cama y corre a la ventana. Un destello de luz ilumina entonces el vidrio.)

Naty: ¡Mamá, mamá!
Mamá de Naty: ¡Qué pasa!
Naty: ¡El faro se ha encendido!
Mamá: ¡Pero cómo!
Naty: Yo lo hice, mamá. ¡Soy la niña de la leyenda!

(Su mamá la mira con gesto de ternura pero sin creer lo que su hija le decía. En ese momento, tocan a la puerta. Al ir a abrir, aparece el farero en la entrada.)

Farero: (se saca gorro al entrar) Señora, buenos días, Vengo a agradecer personalmente a su hija por haber salvado a la isla. Es verdad, ella estuvo en mi faro y con solo desearlo, lo encendió. Es un milagro. La profecía se ha cumplido.

(Se oyen voces que desde afuera celebran, aplauden y hacen hurras. Madre e hija se abrazan mientras farero aplaude también y les invita a salir a recibir el agradecimiento de la gente: Todos salen de escena).

TELÓN.


Imagen: Wikipedia.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...





Votar esta anotación en Bitacoras.com Pin It

No hay comentarios.:

¡No seas tímid@, comenta!