11 oct. 2016

Cómo reconocer a un padre de familia a primera vista: papá

Dicen que la paternidad se nos dibuja en la cara desde que nos enteramos que seremos padres. Esto es tan cierto que puede descubrirse hasta en detalles que no tendrían importancia en cualquier otra situación. Aquí te mostramos algunas de las pistas que pueden descubrir a un padre de familia en plena calle.


Cómo se visten


Los padres de familia suelen cambiar de ropa una vez saben de la pronta venida de su primer hijo. En el caso de papá, el cambio puede reflejarse en ese buzo sintético que nunca usó pero que ahora le sirve para correr alrededor del parque. O en la bufanda que le parecía para viejitos, cuando percibe que hará viento.

Las camisas de manga larga ahora las cierra hasta el último botón; ya no siente la necesidad de dejar uno o dos ojales libres para lucir una cadena de oro o un dije de plata.

Dónde se reúnen con sus amigos


Antes de ser papá, las reuniones salían de la nada y podían ocurrir en cualquier esquina del barrio, a la salida del trabajo o en la casa de un amigo. Ahora es necesario coordinar muchas otras cosas, empezando por el presupuesto. Además, en las reuniones muchos papás dejan de tomar licor. Solo de pensar en tener que atender a los chicos al día siguiente con resaca desanima a cualquiera. Las reuniones también serán menos frecuentes.

Temas de conversación


Esto cambia radicalmente. Antes hablaba de autos, fútbol o música. Ahora habla de la última ocurrencia de su hijo, de jardines de infancia o colegios, de lo que le costó conseguir ese tipo de leche para niños alérgicos o de lo caro que son los sacaleches modernos.

Cómo se alimentan


Si antes comía abundante comida chatarra, de pronto se le podría ver añadiendo verduras y frutas a la dieta. Gracias a los consejos de la pediatra para diversificar la alimentación de su bebé, papá descubrirá nuevas y sabrosas comidas ricas en proteínas, hierro y calcio. La comida rápida se convertirá en el futuro en parte ocasional de un paseo familiar y no en el complemento de aquellas inacabables tardes de película en casa.

Lenguaje corporal


Aquellos que avanzaban por la vereda como si la hubieran comprado, cederán el paso a las señoras, saludarán con cortesía a la vecina con su hijo en coche y evitarán acercarse al borde de la pista. Su rostro despreocupado tomará la tersura que emana de un espíritu que vive la plenitud, sin la necesidad de aparentar ni figurar, pues terminó por comprender que nada de eso era necesario para ser feliz.

Al hablar, sus manos y todo su cuerpo se volverán más seguros de sí mismos, querrá escuchar más de lo que habla y se mostrará menos dispuesto a reírse de chistes sobre madres o niños.


Consideración hacia los demás


Al abrir una puerta, se fijará si hay alguien más que quiera pasar antes de cerrarla, se identificará con aquellas historias de madres valientes y padres que lo sacrificaron todo por el bien de sus hijos. Observará las fechas en que se celebre algo relacionado con los niños y buscará sorprender a los suyos con un viaje, un obsequio sorpresa, un truco de magia, una canción.

Si vuelves a ver a un amigo después de mucho tiempo y observas algunos de estos detalles en él, lo más probable es que se haya convertido en papá. ¡Pregúntale y verás!

También puede interesarte: Reforzando la noción de familia en el niño

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...





Votar esta anotación en Bitacoras.com Pin It

No hay comentarios.:

¡No seas tímid@, comenta!